Descubren un gigantesco complejo del reino de Judá en Jerusalén

La Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA) ha hallado una estructura de la Edad de Hierro que podía haber sido un centro administrativo durante los reinados de los reyes de Judea, Ezequías y Menashe (siglo VIII a mediados del siglo VII a. C.).

Mundo Geo

Una excavación de la Autoridad de Antigüedades de Israel en las laderas del barrio de Arnona en Jerusalén descubrió un complejo administrativo de hace 2.700 años. (Yaniv Berman, Autoridad de Antigüedades de Israel)
Una excavación de la Autoridad de Antigüedades de Israel en las laderas del barrio de Arnona en Jerusalén descubrió un complejo administrativo de hace 2.700 años. (Yaniv Berman, Autoridad de Antigüedades de Israel)

Descubierto a solo tres kilómetros fuera de la Ciudad Vieja, muy cerca de la nueva Embajada de los Estados Unidos en Jerusalén, los arqueólogos de la Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA) que participan en la excavación del complejo creen que el lugar sirvió como centro administrativo durante los reinados de los reyes de Judea, Ezequías y Menashe (siglo VIII a mediados del siglo VII a. C.).

La estructura principal de la Edad del Hierro es excepcional en términos de tamaño y estilo arquitectónico, ha declarado al diario The Times of Israel el arqueólogo de la IAA, Neri Sapir, quien codirige la excavación.

Según el comunicado de prensa emitido por la IAA, durante los trabajos se descubrieron más de 120 manijas de tarro estampadas de hace 2.700 años. En ellas figuran antiguas impresiones de sellos de escritura hebrea, lo ha llevado a los arqueólogos a pensar que en el uso de la ubicación como centro de almacenamiento e impuestos. 

Entre las inscripciones estampadas prevalecen "LMLK", "LamMeLeKh" o "Perteneciente al rey", una forma de marcar que los alimentos almacenados en los frascos habían sido entregados al gobernante de Judea.

“Este es uno de los descubrimientos más significativos del período de los Reyes en Jerusalén realizado en los últimos años. En el sitio que excavamos, hay indicios de que la actividad gubernamental administró y distribuyó suministros de alimentos no solo por escasez, sino que administró excedentes agrícolas que acumulan bienes y riqueza ", dijeron los codirectores de excavación de IAA Sapir y Nathan Ben-Ari en un comunicado.

En el interior del complejo se encontró una de las colecciones más grandes de impresiones de sellos del Reino real de Judá 

Este tesoro de impresiones de sellos LMLK se suma a los más de 2.000 sellos similares previamente descubiertos en otras excavaciones, y permite a los arqueólogos repensar los sistemas administrativos y de recaudación de impuestos del Reino de Judá.

El arqueólogo del distrito de Jerusalén de la IAA, Dr. Yuval Baruch, dijo a The Times of Israel que todas las agencias están trabajando juntas para preservar el sitio dentro del plan del nuevo proyecto como parte de la tendencia de la IAA de desarrollo sostenible del patrimonio local.

“Los descubrimientos arqueológicos en Arnona identifican el lugar como un sitio clave, el más importante en la historia de los últimos días del Reino de Judá y del regreso a Sión décadas después de la destrucción del Reino. Este sitio se une a varios otros sitios clave descubiertos en el área de Jerusalén que estaban conectados al sistema administrativo centralizado del Reino de Judá desde su apogeo hasta su destrucción ", declaró Baruch.

Muerte, idolatría e impuestos

Durante las excavaciones también se ha descubierto una colección de lo que parecen ser ídolos de arcilla. Según Sapir y Ben-Ari, “algunas de las figuras están diseñadas en forma de mujeres, jinetes o como animales. Estas figuras generalmente se interpretan como objetos utilizados en el culto pagano y la idolatría, un fenómeno que, según la Biblia, prevaleció en el Reino de Judá ".

Figurillas de arcilla de mujeres y animales encontradas en el sitio de excavación de Arnona, Jerusalén. (Yaniv Berman, Autoridad de Antigüedades de Israel)

Figurillas de arcilla de mujeres y animales encontradas en el sitio de excavación de Arnona, Jerusalén. (Yaniv Berman, IAA)

Si bien es muy probable que no todos los ciudadanos participasen en el culto a los ídolos, el pago de impuestos eran común a todos, como ilustran los mangos de LMLK y otras pruebas arqueológicas. Según los descubrimientos de los arqueólogos, los impuestos en forma de productos agrícolas como el vino y el aceite de oliva se recaudaban de manera ordenada.

"El sitio alguna vez dominó grandes parcelas agrícolas de olivos y vides que incluían instalaciones industriales agrícolas como lagares para la vinificación", afirman los arqueólogos.

No es la primera vez que este tipo de objetos aparecen. En otras excavaciones asociadas con el Reino de Judá, principalmente alrededor de Jerusalén, también se han encontrado impresiones de la jarra Royal LMLK. De hecho, se encontraron varias macetas completas estampadas con LMLK en Lachish, en las estribaciones de Judea. 

Hasta el momento se han encontrado unas dos docenas de tipos de impresiones, aunque todas están típicamente estampadas con un disco solar que está flanqueado por dos (como en el caso de Arnona) o cuatro alas.

Por lo general, la antigua inscripción hebrea LMLK aparece sobre el disco solar. En el caso de las impresiones de Arnona, y también algunas de las encontradas en excavaciones en otros lugares, debajo del disco solar se registra una de las cuatro ciudades del reino de Judá: Hebrón, Ziph, Socho o Mmst.

El arqueólogo de IAA, Neria Sapir, en el sitio de excavación de Arnona, Jerusalén, un centro administrativo de 2.700 años de antigüedad. (Yaniv Berman, Autoridad de Antigüedades de Israel)

El arqueólogo de IAA, Neria Sapir, en el sitio de excavación de Arnona, Jerusalén, un centro administrativo de 2.700 años de antigüedad. (Yaniv Berman, IAA)

Según Sapir, Hebrón, Ziph y Socho están claramente identificados con ciudades antiguas conocidas en Judea en el área de las Colinas de Hebrón. "Sin embargo, la identificación de Mmst sigue siendo controvertida".

En 2011, la Universidad de Tel Aviv publicó un artículo  donde explicaba que las asas troqueladas son un fenómeno ampliamente conocido en los últimos tiempos la edad de hierro Judá. 

"Las excavaciones y estudios realizados en esta área han arrojado más de 2.000 asas estampadas o incisadas que datan del período muy corto que abarca desde finales del siglo VIII hasta la destrucción del reino a principios del siglo VI a. C."

También se encuentran entre las impresiones de Arnona, al igual que en otras excavaciones, los nombres de altos funcionarios y personas adineradas del Reino de Judá: Naham Abdi, Naham Hatzlihu, Meshalem Elnatan, Zafan Abmetz, Shaneah Azaria, Shalem Acha y Shivna Shachar.

"Estos nombres aparecen en los tiradores de los recipientes de almacenamiento en varios sitios en todo el Reino de Judá, y dan fe de la posición de élite de aquellos cuyos nombres están impresos en los frascos", dijeron los arqueólogos. Se presume que estos son altos funcionarios que estaban a cargo de áreas económicas específicas, o tal vez individuos ricos en ese momento”.

Arnona, un misterio aún por resolver

Según los arqueólogos, el sitio de Arnona data de un período en el que la Biblia documenta agitaciones tumultuosas, incluida la fallida campaña del rey asirio Senaquerib para conquistar Jerusalén en los días del rey Ezequías. Los artefactos en el sitio, incluidos los sellos estampados, muestran que la recaudación de impuestos probablemente fueron ininterrumpidos durante este período.

"Podría ser que las disposiciones económicas del gobierno indicadas por los sellos estén relacionadas con estos eventos. Sin embargo, la excavación ha revelado que el sitio continuó activo después de la conquista asiria", dicen los arqueólogos.

Con la destrucción del Reino de Judá en 586 a. C. y el exilio en Babilonia, el sitio fue abandonado. Sin embargo, poco después, “el sitio fue ocupado de nuevo y se reanudó la actividad administrativa. Durante este tiempo, la actividad gubernamental se conectó con la provincia de Judea hasta el regreso a Sión en 538 a. C., bajo los auspicios del Imperio Persa aqueménida, que luego gobernó todo el antiguo Cercano Oriente y Asia Central ".

Misterioso montículo de piedras: la excavación de la Autoridad de Antigüedades de Israel en las laderas del barrio de Arnona en Jerusalén descubrió un complejo administrativo de hace 2.7000 años. (Yaniv Berman, IAA))
Misterioso montículo de piedras al que los arqueólogos de la Autoridad de Antigüedades de Israel siguen sin encontrar explicación. (Yaniv Berman, IAA)

Después de esta reanudación de la actividad en el sitio de administración de Arnona, en algún momento hace miles de años, el gran edificio se cubrió con una enorme pila de piedras de sílex para crear una colina artificial de 20 metros, extendida sobre siete dunams (una medida que correspondía a la cantidad de terreno que un hombre podía arar en un día) que todavía son visibles a simple vista. 

Los arqueólogos piensan que otra instalación de almacenamiento podría estar debajo de las piedras.

"Estas colinas de piedra artificial han sido identificadas en varios sitios en Jerusalén y son un fenómeno del final del período del Primer Templo. Han despertado la curiosidad y la fascinación de los investigadores de Jerusalén desde el comienzo de la investigación arqueológica en el área", declararon los arqueólogos.

"Sin embargo, la razón del gran esfuerzo realizado para apilarlos en muchos acres sigue siendo un misterio arqueológico sin resolver", afirmaron los arqueólogos.

Fuente: The Times of Israel