El misterio de la colonia de Roanoke

Unas palabras talladas en un poste son la única pista de la desaparición en el siglo XVI de toda una colonia en Estados Unidos. Recordamos lo que se considera el mayor misterio sin resolver en la historia de ese país.

Rosario Martínez

Cuando John White regresó a la colonia de Roanoke con suministros de Inglaterra, descubrió que todas las personas habían desaparecido.
Cuando John White regresó a la colonia de Roanoke con suministros de Inglaterra, descubrió que todas las personas habían desaparecido.

El 27 de agosto de 1587, John White, el gobernador de la colonia de la isla de Roanoke, un asentamiento inglés en lo que ahora es Carolina del Norte, navegó a Inglaterra con la esperanza de reunir los suministros y refuerzos que tanto necesitaban para regresar a la colonia en apuros.

Cuando White finalmente regresó a la isla de Roanoke, el 18 de agosto de 1590, encontró la colonia abandonada

Su regreso se retrasó en 1588 por la Armada Española, y cuando White finalmente regresó a la isla de Roanoke, el 18 de agosto de 1590, encontró la colonia abandonada; las únicas pistas sobre el destino de los colonos eran las palabras CROATOAN talladas en un poste de empalizada y CRO talladas en un árbol. White creía que habían ido a la isla Croatoan (ahora llamada isla Hatteras), pero una tormenta impidió que llegara a Hatteras y se vio obligado a regresar a Inglaterra. No pudo recaudar el dinero para financiar otra misión de rescate y el destino de los colonos sigue siendo un misterio desde entonces.

¿Tienen los historiadores alguna idea de lo que sucedió con los colonos desaparecidos en Roanoke?

Cuando se fundó el asentamiento inglés de Jamestown en lo que ahora es Virginia en 1607, se realizaron más búsquedas de sobrevivientes, pero no se encontró ninguno. Algunos registros ingleses afirman que el jefe Powhatan, que dirigió a muchos de los nativos americanos que vivían en lo que ahora es el este de Virginia, confesó que mandó matar a muchos de los colonos, aunque no se sabe si estos registros son ciertos, según los historiadores modernos.

Aproximadamente 115 colonos desembarcaron en Roanoke, y entre los que desaparecieron se encontraban la hija y el yerno de White, así como su nieta, Virginia Dare, quien fue la primera colona inglesa nacida en América del Norte. El destino de todos ellos es "el mayor misterio sin resolver en la historia de Estados Unidos", dijo a WordsSideKick.com William Kelso, director emérito de arqueología e investigación de la Jamestown Rediscovery Foundation.

Aproximadamente, 115 colonos vivían en Roanoke.
Aproximadamente, 115 colonos vivían en Roanoke.

"Arqueológicamente, no sabemos a dónde fueron, ni siquiera sabemos de dónde comenzaron. El asentamiento principal ha eludido el descubrimiento...", señaló a Live Charles Ewen, director del Laboratorio de Arqueología Phelps de la Universidad de Carolina del Este.

Ewen añadió que, en el pasado, los arqueólogos creían que la colonia estaba ubicada en lo que ahora es el sitio histórico nacional de Fort Raleigh, pero esta idea "ha sido cuestionada", porque algunos de los artefactos encontrados allí datan de después de que la colonia desapareciera, lo que indica que es probable que no estén asociados a ella.

El Servicio de Parques Nacionales apunta en su sitio web que la isla de Roanoke ha sufrido una gran erosión durante los últimos 400 años, por lo que los restos de la colonia ahora pueden estar bajo el agua

Por otro lado, el Servicio de Parques Nacionales apunta en su sitio web que la isla de Roanoke ha sufrido una gran erosión durante los últimos 400 años, por lo que los restos de la colonia ahora pueden estar bajo el agua.

Diferentes teorías sobre lo sucedido

Hay muchas teorías sobre lo que les sucedió a los colonos, incluido que fueron atacados por nativos americanos o por los españoles (que estaban en guerra con Inglaterra en ese momento) y tenían un asentamiento en St. Augustine en lo que ahora es Florida, que los ingleses habían atacado.

Otra idea postula que todos los colonos murieron de hambre o enfermedad. O quizás se unieron a un grupo amistoso de nativos americanos con quienes se casaron y tuvieron hijos. Otra idea más es que algunos de los sobrevivientes intentaron, sin éxito, regresar a Inglaterra en barco.

Es probable que los intentos de resolver el misterio "dependan de múltiples líneas de evidencia arqueológica, o quizás también de evidencia genética ", indicó Dennis Blanton, profesor asociado de antropología en la Universidad James Madison. Los científicos han estado analizando el ADN de los descendientes de los nativos americanos que vivían en el área, tratando de encontrar evidencia de matrimonios mixtos con los colonos perdidos.

En la la Isla Hatteras, se han encontrado artilujios que podrían pertenecer a los colonos.
En la la Isla Hatteras, se han encontrado artefactos que podrían pertenecer a los colonos.

La investigación arqueológica ofrece algunas pistas

Si bien aún se desconoce el destino de éstos, la investigación arqueológica de las últimas dos décadas ha proporcionado algunas pistas posibles. En la isla Hatteras, un equipo de arqueología de la Universidad de Bristol que trabaja con una sociedad de arqueología local ha descubierto una serie de artefactos de finales del siglo XVI que pueden ser de los colonos de Roanoke.

Éstos incluyen cerámica alemana, un mango de estoque y un contador o moneda de Nuremberg, idénticos a los encontrados en la isla de Roanoke. Estos hallazgos sugieren que algunos de los colonos llegaron a la isla Hatteras y plantean la cuestión de si se casaron con la población nativa americana de la isla, conocida como el pueblo croatoano, según un equipo de arqueólogos en 2015.

Los arqueólogos de la First Colony Foundation, con sede en Carolina del Norte, han estado excavando dos sitios llamados "sitio x" y "sitio y" 

Además, los arqueólogos de la First Colony Foundation, con sede en Carolina del Norte, han estado excavando dos sitios llamados "sitio x" y "sitio y" en el condado de Bertie, Carolina del Norte, donde se encontraron cerámicas europeas del siglo XVI, que podrían ser de los colonos perdidos.

Un mapa de finales de la época, que ahora se encuentra en el Museo Británico de Londres, y dos símbolos de fuertes cerca de donde se encuentran los dos sitios, sugieren que los colonos de Roanoke pueden haber estado al tanto de estos lugares y esperaban construir fuertes allí en el futuro. Los símbolos no son visibles a simple vista, pero se encontraron utilizando técnicas de imágenes, dijo la First Colony Foundation en un comunicado de 2012.

El sitio x está ubicado al lado de una aldea de nativos americanos, y los investigadores creen que éstos podrían haber estado protegiendo a los sobrevivientes de la colonia de Roanoke. "Mi interpretación es que los colonos estaban bajo la protección de los poderosos chowanoacs, que vivían a lo largo de la orilla norte del río Chowan", dijo el historiador James Horn, presidente y director ejecutivo de la Fundación Redescubrimiento de Jamestown.

Por su parte, Dennis Blanton cree que, después del colapso de la colonia de Roanoke, los sobrevivientes podrían haberse dividido en diferentes grupos y que algunos pudieron haberse unido a un grupo de nativos americanos, mientras que otros pudieron haber tratado de sobrevivir de forma independiente.

Fuente: Livescience.

Archivado en:

Nuestros destacados