Las personas con insomnio tienen mayor riesgo de padecer problemas cognitivos

Las personas que luchan contra el insomnio durante la mitad de sus vidas corren un mayor riesgo de desarrollar problemas cognitivos en el futuro, según un nuevo estudio en el que participaron 3.748 personas de Finlandia.

Vicente Alcaíde

Detectar el insomnio y tratarlo antes podría evitar problemas de salud como el Alzheimer.
Detectar el insomnio y tratarlo antes podría evitar problemas de salud como el Alzheimer.

Esos problemas cognitivos incluyen problemas con la memoria, la concentración y la capacidad de aprendizaje, informan los investigadores, y cuanto más dure el insomnio, peores serán estas funciones cerebrales a medida que pasen los años, mientras que, si los síntomas se alivian, la función cognitiva tiende a mejorar y permanecerá más saludable en la vida posterior.

Ya sabemos que la salud mental (y física) depende de una buena cantidad de sueño. Sin embargo, pocos estudios cubren el período de tiempo de éste, con encuestas de seguimiento realizadas entre 15 y 17 años después de que se realizaron las evaluaciones originales de los participantes.

"Nuestros resultados mostraron que los síntomas de insomnio que ya se encuentran en la edad laboral pueden aumentar el riesgo de deterioro cognitivo en la de jubilación"

Como resultado, los participantes que estaban en la mediana edad y empleados al comienzo del estudio se habían jubilado en el momento del seguimiento, habiendo alcanzado la edad de jubilación legal o por motivos de discapacidad.

"Nuestros resultados mostraron que los síntomas de insomnio que ya se encuentran en la edad laboral pueden aumentar el riesgo de deterioro cognitivo en la de jubilación", explican los investigadores de la Universidad de Helsinki en su artículo.

Los autores señalan que cuanto más dure el insomnio, peores serán estas funciones cerebrales a medida que pasen los años.
Los autores señalan que cuanto más dure el insomnio, peores serán estas funciones cerebrales a medida que pasen los años. Foto: IStock.

"El análisis mostró que el aumento de las quejas sobre el sueño estaba relacionado con problemas más graves en la función cognitiva subjetiva", añaden.

El estudio no profundiza en los motivos de la conexión. Otros anteriores han analizado la posibilidad de que el sistema de eliminación de desechos que opera en el cerebro durante el sueño, o los efectos de consolidación de la memoria del sueño REM, puedan tener un impacto en la función cognitiva a largo plazo en personas que duermen mal.

Los investigadores ajustaron otros factores de salud que se sabe que están relacionados con el deterioro cognitivo en la vejez. Incluyen presión arterial alta, colesterol alto, obesidad, diabetes, depresión y un bajo nivel de actividad física

Los investigadores ajustaron otros factores de salud que se sabe que están relacionados con el deterioro cognitivo en la vejez. Incluyen presión arterial alta, colesterol alto, obesidad, diabetes, depresión y un bajo nivel de actividad física.

Detectar el insomnio y tratarlo antes podría evitar problemas de salud cerebral e incluso enfermedades como el Alzheimer más adelante en la vida, dicen los autores del estudio, aunque la investigación no es suficiente para demostrar de manera concluyente la causalidad.

En otras palabras, no se sabe con certeza si el insomnio es lo que está causando el mayor riesgo de deterioro cognitivo, aunque la asociación observada ciertamente justifica una investigación futura.

Importancia de la atención temprana

"La detección temprana de los síntomas del insomnio ya en la mediana edad podría ser un punto de intervención potencial para mejorar la calidad del sueño y prevenir el deterioro cognitivo en la vejez", explican los investigadores.

El equipo señala que existen numerosas formas de mejorar la calidad de nuestro sueño, incluido lograr un ritmo de sueño más regular.
El equipo señala que existen numerosas formas de mejorar la calidad de nuestro sueño, incluido lograr un ritmo de sueño más regular. Foto:IStock.

"Estas acciones podrían ahorrar fondos públicos y mejorar el bienestar personal, agregando años de calidad de vida en el contexto del envejecimiento", agregan.

El equipo señala que existen numerosas formas de mejorar la calidad de nuestro sueño, incluido lograr un ritmo de sueño más regular, asegurarse de que nuestro entorno de sueño esté bien controlado (en términos de temperatura e iluminación) y controlar los hábitos de alimentación y bebida (incluido el consumo de café, por ejemplo).

Hay suficiente evidencia en los resultados aquí, recopilados como parte del Estudio de Salud de Helsinki, para sugerir una asociación que podría ser útil para futuros estudios y evaluaciones de salud

Hay algunas limitaciones a tener en cuenta con respecto a la investigación. El estudio se basó en autoinformes en lugar de pruebas objetivas, por lo que los datos se basan en qué tan conscientes estaban los participantes de su condición y qué tan honestos fueron al respecto. Además, solo la segunda encuesta de seguimiento preguntó sobre problemas cognitivos.

Sin embargo, hay suficiente evidencia en los resultados aquí, recopilados como parte del Estudio de Salud de Helsinki, para sugerir una asociación que podría ser útil para futuros estudios y evaluaciones de salud. Parece que el insomnio tiene efectos tanto a largo como a corto plazo en el cerebro.

"En estudios posteriores, sería interesante arrojar más luz sobre, por ejemplo, si el tratamiento del insomnio también puede ralentizar el desarrollo de trastornos de la memoria", señala el sociólogo médico de la Universidad de Helsinki, Tea Lallukka.

Fuente. Science Alert.

Archivado en:

Nuestros destacados